IMG-20200109-WA0001.jpg

“NUESTRO MÉDICO SE QUEDA” es una campaña abierta a todas aquellas asociaciones, ayuntamientos o entidades locales, grupos políticos…, en definitiva, a toda persona o institución que quiera defender nuestra dignidad, exigiendo que se retire el documento marco publicado por la JCyL que anuncia el nuevo modelo de atención sanitaria en el medio rural.